Cuando hablamos de un radiador convector, hacemos referencia a un artefacto que trabaja por convección, es decir, que su interior funciona a través de resistencias que una vez conectadas a la electricidad generan calor.

Este tipo de artefactos de calefacción son ideales para calentar desde un baño hasta un gran living. Además, ocupan poco espacio y es agradable a la vista. Ahora, ¿por qué debería contar con un radiador convector en mi hogar?:

-Fáciles de usar

-Ofrecen mayor seguridad que una chimenea

-Calientan rápidamente

-Es una inversión menor en comparación a otros métodos de calefacción

Si estás pensando en adquirir este tipo de calefacción, te recordamos que contamos con los mejores cuatro modelos del mercado, con los que puedes ambientar desde 10m2 hasta 30m2.

¿Por qué debo preferir un radiador convector cerámico?

  • Son los únicos calefactores del mercado capaces de trabajar con tres tecnologías: convección, radiación y acumulación de calor. Los demás sólo hacen convección del aire ambiente
  • Están fabricados en aluminio lo que favorece la radiación, conducción y el traspaso de calor
  • Tienen salida de aire frontal lo que mejora la distribución de calor
  • Cuentan con un termostato digital con nueve programas de fábrica y otros tres programables según los hábitos del usuario

Si estás pensando en hacer una inversión para el venidero invierno, te recordamos preferir un radiador convector ya que mantendrá a tu familia sin frío y segura.